CUANDO SE SABE SOBRE LA NECESIDAD

CUANDO SE SABE SOBRE LA NECESIDAD

El 22 de septiembre recibimos un mensaje de la escuela primaria Xaam en Oaxaca, el mensaje mostraba un hermoso gesto que nos ponía de ejemplo lo que es compartir, de hecho la lección iba más allá, hablaba de “dejar de tener para dar a otros”

Si ustedes siguen constantemente los reportes de Cadena de Sonrisas, sabrán que cada mes, canalizamos recursos para cubrir 260 becas de niños indígenas Mixe.

Después del terremoto, se comunicó con Cadena de Sonrisas el Padre Asunción, quien es representa esta causa, para informarnos que la escuela y los padres de familia, habían decidido ceder su donativo de becas de sus niños a los damnificados.

Ese donativo lo esperaban con mucha ilusión, pues desde hace tiempo, habían solicitado que un mes de apoyo, se autorizara para comprar sus guitarras e iniciar un taller de música. Para esta comunidad escolar, es importante la preparación integral y les hacía falta la materia musical.

Su donativo cedido, se utilizó para comprar víveres para damnificados y hace veinte días, pudimos darles el recurso para sus guitarras.

Una vez más, lo recaudado en los bazares de caridad que organiza Cadena de Sonrisas en comunidades de recursos limitados, se bien uso para beneficiar a niños. En esta ocasión, cumpliendo el sueño que tenían: las guitarras.

Aquel que sabe de la carencia, es capaz de entender la necesidad del otro.

Aquel que aunque no viva en carne propia la carencia, pero es empático, entiende que el otro necesita más lo que uno tiene y así, decide sin dudar, compartir, entregar lo que es de uno para que el otro se sienta mejor o sea feliz.

Esto es ejemplo de amor incondicional.

Y como siempre pasa, el que comparte, recibe las bendiciones que le corresponden aunque sea…veinte días después.